Cefalver

$26.00

Cefalver Suspensión
Cefalexina 250 mg En cada mililitro
Con 90 Suspensión
Código: 7503000422627
Productor: MAVER
Categoría: Tipo A
Etiquetas: CEFALVER Cefalexina-(250mg)/5ml 90ml Suspension MAVER
Share :

¿Eres dueño de una farmacia, hospital o centro de salud y te interesa comprar a Mayoreo?

¡Haz click aquí!

DENOMINACION GENERICA:

Cefalexina monohidratada.

FORMA FARMACEUTICA Y FORMULACION:

Cada 5 ml de suspensión contienen:

Cefalexina monohidratada
   equivalente a ……….. 125 y 250 mg
   de cefalexina

Vehículo, cbp ………….. 100 ml

Cada cápsula contiene:

Cefalexina monohidratada
   equivalente a ……….. 500 mg
   de cefalexina

Excipiente, cbp ……….. 1 cápsula

INDICACIONES TERAPEUTICAS:

La cefalexina está indicada para el tratamiento de las siguientes infecciones causadas por cepas susceptibles de los microorganismos designados:

  • Sinusitis bacteriana causada por estreptococos, S. pneumoniae y Staphylococcus aureus (sólo cepas susceptibles a la meticilina). Infecciones del aparato respiratorio causadas por S. pneumoniae y S. pyogenes (usualmente la penicilina es el antibiótico de elección en el tratamiento y prevención de las infecciones estreptocócicas, incluso la profilaxis de la fiebre reumática. La cefalexina es generalmente eficaz en la erradicación de los estreptococos de la nasofaringe; sin embargo, en la actualidad no hay datos sustanciales que establezcan la eficacia de la cefalexina en la prevención subsiguiente de la fiebre reumática aguda o endocarditis bacteriana).
  • Otitis media causada por S. pneumoniae, H. influenzae, estafilococos, estreptococos y M. catarrhalis.
  • Infecciones de la piel y tejidos blandos causadas por estafilococos y/o estreptococos.
  • Infecciones de los huesos y articulaciones causadas por estafilococos y/o P. mirabilis.
  • Infecciones del aparato genitourinario, incluso prostatitis aguda, causadas por E. coli, P. mirabilis y Klebsiella pneumniae.
  • Infecciones dentales causadas por estafilococos y/o estreptococos.
    Nota: Se deben efectuar los cultivos y estudios de susceptibilidad adecuados antes y durante el tratamiento para determinar la susceptibilidad del microorganismo patógeno a la cefalexina. Cuando están indicados, deben efectuarse estudios de función renal.

FARMACOCINETICA Y FARMACODINAMIA EN HUMANOS:

Cefalexina (como monohidrato) es ácido-estable y es rápidamente y completamente absorbida en el tracto GI. Siguiente la administración oral en pacientes sanos, los adultos en ayuno con función renal normal, con una sola dosis de 250 ó 500 mg de cefalexina, sus concentraciones pico plasmáticas se alcanzan dentro de 1 hora y promedian 9 o 15 a 18 mcg/ml respectivamente; las concentraciones del suero 3 horas después del promedio de dosis 1,6 o 3,4 mcg/ml, respectivamente. Las concentraciones séricas de cefalexina eran todavía perceptibles 6 horas después de la dosis. La administración oral siguiente de una sola dosis de 1 g de cefalexina en pacientes sanos, adultos en ayuno, las concentraciones pico plasmáticas de cefalexina se alcanzaron dentro de 1 hora y promediaron 32 a 39 mcg/ml.

Las concentraciones pico plasmáticas son levemente más bajas y son alcanzadas posteriormente cuándo cefalexina se administra con alimentos, aunque la cantidad total de la droga absorbida sea igual. La administración oral siguiente de cefalexina en pacientes sanos, adultos en ayuno, y las concentraciones séricas 15 y 30 minutos después de una sola dosis de 500 mg promediaron acerca de 0,2 y 12 mcg/ml, respectivamente.

La absorción de cefalexina se retrasa en niños  y puede ser disminuida hasta 50% en  neonatos. El alcance máximo de las concentraciones del suero de la droga se han reportado para ocurrir dentro de 3 horas en niños más jóvenes que 6 meses de edad, dentro de 2 horas en niños 9 a 12 meses de la edad, y dentro de 1 hora en niños más grandes.

La media vida en suero de cefalexina es 0.5 a 1.2 horas, en adultos con función renal normal. La vida media en suero de la droga se informa para estar cerca de 5 horas en neonatos y 2,5 horas en niños de 3 a 12 meses de edad. En un estudio, la vida media en suero era 7,7 horas en adultos con depuración libre de creatinina de 13,5 ml/minuto, 10,8 horas en adultos con depuración libres de creatinina de 9,2 ml/minuto, y de 13,9 horas en adultos con depuración libres de creatinina de 4 ml/minuto.

Cefalexina es excretada en la orina como igual, por ambas vías filtración glomerular y secreción tubular. Aproximadamente 70 a 90% de una sola dosis de 250 o 500 mg es excretada dentro de 8 a 12 horas en adultos con  función renal normal. Las concentraciones de cefalexina de 0,2 (la gama: 0.054 a 0.67) o 0.11 a 4 mg/ml se ha informado en la orina completa sobre un período de 6 horas que sigue una sola dosis de 250 o 500 mg, respectivamente, en adultos con función renal normal. El alcance máximo de las concentraciones en orina de la droga promedio seria cerca de 2 mg/ml que ocurren 2 horas después de una sola dosis oral de 500 mg de cefalexina.

Farmacodinamia: Los estudios in vitro demuestran que las cefalosporinas son bactericidas porque inhiben la síntesis de la pared celular.

Espectro de acción in vitro: La cefalexina ha mostrado ser activa contra la mayoría de las cepas de los siguientes microorganismos, tanto in vitro como en infecciones clínicas, como se describe en la sección de indicaciones:

Aerobios grampositivos:

  • Staphylococcus aureus (incluyendo cepas productoras de penicilinasa).
  • Staphylococcus epidermidis (cepas sensibles a la penicilina).
  • Streptococcus pneumpniae.
  • Streptococcus pyogenes.

Aerobios gramnegativos:

  • Escherichia coli.
  • Haemophilus influenzae.
  • Klebsiella pneumoniae.
  • Moraxella catarrhalis.
  • Proteus mirabilis.

Nota: La mayoría de las cepas de enterococos (Enterococcus faecalis [anteriormente Streptococcus faecalis]) y los estafilococos resistentes a meticilina son resistentes a las cefalosporinas incluyendo cefalexina. No es activa contra la mayoría de las cepas de las especies de Enterobacter, Morganella morganii y Proteus vulgaris. No es activa contra las especies de Pseudomonas o Acinetobacteer calcoaceticus.

Pruebas de susceptibilidad:

Técnicas de difusión: Los métodos cuantitativos que requieren medir los diámetros de las zonas, proporcionan resultados reproducibles de la susceptibilidad de las bacterias a los compuestos antimicrobianos. Se ha recomendado uno de dichos procedimientos1 estandarizados para ser usado con discos para determinar la susceptibilidad de los microorganismos a la cefalexina, utilizando discos de 30 mg de cefalotina. La interpretación requiere la correlación entre el diámetro obtenido en la prueba de disco con la concentración inhibitoria mínima (CIM) de la cefalexina.

Los reportes de laboratorio que proporcionen los resultados de la prueba estandarizada de susceptibilidad con un disco de 30 mcg de cefalotina se debe interpretar de acuerdo con los siguientes criterios:

Zona de diámetro (mm)

Interpretación

≥ 18

(S) Susceptible

15 a 17

(I) Susceptibilidad intermedia

≤ 14

(R) Resistente

Un reporte de susceptible indica que es probable que el patógeno sea inhibido por niveles sanguíneos generalmente alcanzables. Un reporte de susceptibilidad intermedia sugiere que los resultados deben ser considerados como equivocados y que si el microorganismo no es totalmente susceptible a medicamentos alternativos, la prueba debe de repetirse. Esta categoría implica una posible aplicabilidad clínica en los sitios corporales en los cuales el medicamento se concentra en forma fisiológica, o en situaciones en donde pueden utilizarse dosis altas del medicamento. Esta categoría también proporciona una zona que previene que pequeños factores técnicos incontrolados puedan causar discrepancias mayores en la interpretación. Un reporte de resistente indica que es poco probable que las concentraciones séricas alcanzables con el antimicrobiano sean inhibitorias y se debe seleccionar otro tratamiento.

La determinación de la concentración inhibitoria mínima (CIM), de la concentración bactericida mínima (CBM) y de las concentraciones alcanzadas con el compuesto antimicrobiano, pueden ser apropiadas como guía del tratamiento en algunas infecciones (ver Farmacocinética y farmacodinamia en humanos para información sobre las concentraciones del medicamento alcanzadas en sitios corporales infectados y otras propiedades farmacocinéticas de este antimicrobiano).

Los procedimientos estandarizados de susceptibilidad requieren el uso de microorganismos de control para el laboratorio. El disco de 30 mcg de cefalotina debe dar los siguientes diámetros de zona en dichas cepas de control de calidad de laboratorio.

Organismo

Zona de diámetro

E. coli ATCC 25922

15 a 21

S. aureus ATCC 25923

29 a 37

Técnicas de dilución: Los métodos cuantitativos que son utilizados para determinar las CIMs proporcionan resultados reproducibles de la susceptibilidad de las bacterias a los compuestos antimicrobianos. Uno de dichos procedimientos2 utiliza un método de dilución estandarizado (caldo, agar o microdilución) o bien su equivalente con polvo de cefalotina. Los valores de CIM obtenidos se deben interpretar de acuerdo con los siguientes criterios:

CIM
(mcg/ml)

Interpretación

≤ 8

Susceptible

16

Susceptibilidad intermedia

≥ 32

Resistente

La interpretación debe realizarse como se menciona arriba para los resultados que utilizan técnicas de difusión.

Al igual que las técnicas de difusión estandarizadas, los métodos de dilución requieren el uso de microorganismos de control para el laboratorio. El polvo de cefalotina estándar debe proporcionar los siguientes valores de CIM:

Organismo

CIM (mcg/ml)

E. coli ATCC25922

4 a 16

S. faecalis ATCC 29212

8 a 32

S. aureus ATCC 29213

0.12 a 0.5

CONTRAINDICACIONES:

Antes de la iniciación de una terapia con cefalosporinas, se debe hacer una investigación cuidadosa referente a reacciones anteriores de hipersensibilidad a las cefalosporinas, a las penicilinas, y a otras drogas. Las cefalosporinas estan contraindicadas en pacientes con una historia de reacciones alérgicas a los antibióticos cefalosporinicos. Hay evidencia clínica y de laboratorio de sensibilidad cruzada parcial entre los antibióticos bicíclicos β-lactamicos incluyendo las penicilinas, cefalosporinas, cefamicinas, y carbapenems. Parece ser poca la sensibilidad cruzada entre los antibióticos y los monobactamicos bicíclicos (por ejemplo, aztreonam) de β-lactamicos. Aunque la incidencia verdadera de la sensibilidad cruzada entre los antibióticos β-lactamicos no se ha establecido definitivamente, se ha documentado y puede claramente ocurrir en hasta 10 a 15% de pacientes con una historia de hipersensibilidad a la penicilina.

Algunos pacientes han tenido reacciones severas, incluyendo anafilaxis, a las penicilinas y a las cefalosporinas. Las cefalosporinas se deben utilizar con precaución en  individuos extremadamente sensibles a las penicilinas. Algunos clínicos sugieren que las cefalosporinas sean evitadas en los pacientes que han tenido un tipo inmediato de reacción (anafiláctica) de hipersensibilidad a las penicilinas y se deben administrar con precaución a los pacientes que han tenido un tipo-retraso (por ejemplo, erupción, fiebre, eosinofília) de reacción a las penicilinas o a otras drogas. Si una reacción alérgica ocurre durante alguna terapia con cefalosporinas, la droga se debe ser descontinuada y tratar al paciente con la terapia apropiada (por ejemplo, epinefrina, corticoesteroides, y mantenimiento de la vía aérea y oxígeno adecuados) según lo indicado. El uso prolongado de una cefalosporina puede dar lugar al crecimiento excesivo de organismos no susceptibles, especialmente enterobacterias, pseudomonas, enterococos, o candida. Si ocurre una superinfección, la terapia apropiada debe ser instituida. Las cefalosporinas se deben utilizar con la precaución en pacientes con una historia de la enfermedad gastrointestinal, particularmente colitis. Porque la diarrea asociada a C. difficile y la colitis.

Se ha divulgado que con el uso de cefalosporinas, debe ser considerado en el diagnostico diferencial de los pacientes durante quienes se desarrolle la diarrea o después de la terapia con las drogas. Las convulsiones se han divulgado con varias cefalosporinas (por ejemplo, ceftazidime, cefuroxime), particularmente en pacientes con la debilitación renal en la cual la dosificación de la droga no fue reducida. Si las convulsiones ocurren durante una terapia con cefalosporinas, la droga se debe descontinuar e iniciar terapia anticonvulsiva  según lo indicado clínicamente. Porque algunas cefalosporinas se han asociado a una disminución de la actividad de la protrombina, algunos fabricantes indican que el tiempo de protrombina (Tp) debe ser supervisado cuando estas drogas se utilizan en pacientes con insuficiencia renal o hepática, en pacientes con estado alimenticio pobre, en pacientes que reciben un curso prolongado de terapia antiinfectante, o en aquellas estabilizadas previamente en terapia  anticoagulante. La vitamina K debe ser administrada si está indicada.

Las cefalosporinas se toleran generalmente bien y con solamente algunas excepciones, los efectos nocivos divulgados con varios derivados de la cefalosporina son similares. Los efectos nocivos más frecuentes divulgados con cefalosporinas orales incluyen los efectos gastrointestinales (diarrea, náusea, vomito), dolor de cabeza, erupción y los efectos nocivos más frecuentes reportados con cefalosporinas parenterales incluyen las reacciones locales en el sitio de la inyección, efectos gastrointestinales, y efectos hematológicos adversos no divulgados con otras cefalosporinas, los derivados que contienen una cadena lateral de N-methylthiotetrazole (NMTT) (por ejemplo, cefamandole, cefoperazone, cefotetan) se han asociado a un riesgo creciente del hipoprotrombinemia y disulfiram-como reacciones. Además, mientras que la importancia clínica es confusa, los derivados que contienen una cadena lateral de NMTT han causado efectos testiculares adversos en los estudios animales.

Las reacciones dermatológicas y reacciones de hipersensibilidad se han divulgado en aproximadamente 5% o menos de pacientes que recibían una cefalosporina. Estas reacciones incluyen urticaria, prurito, erupción (maculopapular, eritematosa, o morbilliforme), fiebre y escalofrios, eosinofília, dolor o inflamación común, edema, edema facial, eritema, prurito genital y anal, angioedema, choque, hipotensión, vasodilatación, síndrome de Stevens-Johnson, eritema multiforme, necrolisis epidérmico tóxica, y dermatitis exfoliativa. Anafilaxis, incluyendo algunas fatalidades, han ocurrido raramente con cefalosporinas. La enfermedad del suero, como las reacciones que consistían en eritema multiforme o la erupción prurítica maculopapular o urticaria acompañado por artritis, artralgia, y fiebre se han divulgado raramente en los pacientes que recibían cefaclor.

Estas reacciones han ocurrido generalmente en pacientes pediátricos menores de 6 años de edad, lo más a menudo posible con los segundos o subsecuentes cursos de la droga. Mientras que la enfermedad del suero se ha divulgado raramente en los pacientes que recibían otras cefalosporinas (es decir, cefprozil, cefalexina) u otros antibióticos β-lactamicos (amoxicilina, loracarbef) estas reacciones divulgadas más con frecuencia con cefaclor que con cualquier otro agente antiinfectante. Los resultados directos e indirectos del positivo hematológico de los efectos de la prueba antiglobulina (Coombs) se han divulgado en 3% o más de pacientes que recibían una cefalosporina. El mecanismo de esta reacción es generalmente no inmunológico en naturaleza; un complejo de la cefalosporina-globulina cubre los eritrocitos y reacciona no específicamente con el suero de Coombs.

Los resultados de la prueba no inmunológica Coombs positivo son más probables de ocurrir en los pacientes que han recibido dosis grandes de una cefalosporina o que han deteriorado la función o hipoalbuminemia renal. Otros efectos hematológicos adversos de cefalosporinas incluyen neutropenia rara, suave y transitoria, trombocitopenia, leucocitosis, granulocitosis, monocitosis, linfoocitopenia, basofilia, y leucopenia reversible. La linfocitosis transitoria se ha divulgado de vez en cuando en los infantes y los niños que recibían cefaclor. Raramente, la hemoglobina y/o el hematocrito disminuido, la anemia, y la agranulocitosis se han divulgado con algunas cefalosporinas. La anemia aplastica, la pancitopenia, la anemia hemolítica, y la epistaxis o hemorragia también se han divulgado con terapia con cefalosporinas. la anemia hemolítica inmune-mediada con la hemólisis extravascular, incluyendo algunas fatalidades, se ha divulgado en pacientes que recibían  cefotaxima, el ceftizoxima, el ceftriaxona, o cefotetan (una cefamicina).

El tiempo prolongado de la protrombina (pt), prolongado el tiempo parcial activado de tromboplastina (APTT), y/o hipoprotrombinemia (con o sin la sangría) se ha divulgado raramente con cefaclor, cefixime, cefoperazona, cefotaxima, cefotetan, cefoxitina, ceftizoxima, ceftriaxona, y cefuroxima. Aunque la incidencia verdadera de las complicaciones de hipoprotrombinemia y de la sangría durante la terapia con estas drogas no se ha establecido, estos efectos se han divulgado con las drogas que contienen una cadena lateral de NMTT (por ejemplo, cefamandol, cefoperazona) y han ocurrido generalmente en geriátricos, debilitando con la mas frecuencia posible, u otros pacientes con deficiencia de la vitamina K o en pacientes con falta renal severa o después de la cirugía radical del tubo digestivo. El mecanismo(s) del efecto hipoprotrombinemico de estas drogas no se ha establecido claramente. Mientras que la hipoprotrombinemia con algunas de las drogas puede dar lugar a parte de una reducción en bacterias que producen la vitamina K en la z

SKU: 7503000422627 Categoría: